Dejar de Fumar

No Sufras Dejando de Fumar

Desde hace mucho tiempo hemos dejado en claro que dejar de fumar no es un proceso sencillo, eso es una realidad que, si tratásemos de ocultarla, haríamos mas daño que beneficio, no, es un proceso fuerte, que requiere mucho esfuerzo y deseo de tener una vida libre de nicotina y libre de toda la esclavitud que este vicio genera. Sin embargo esto no significa que vayas a sufrir. No, no es la forma en que tienes que verlo.

 Dejar de Fumar

En una entrega anterior hablamos de cómo la mente es un elemento muy poderoso y capaz de hacerte tomar acciones que incluso te hace interpretar de una forma o de otra. En este caso, la misma necesidad de depender de la nicotina y de la falsa tranquilidad que esta provee, la psique humana comienza a crear pensamientos que buscarán ser una barrera para que no inicies el proyecto, y una de estas es precisamente ese pensamiento de que vas a sufrir mucho y que será peor intentar dejarlo que seguir con el vicio.

DEJAR DE FUMAR NO ES SUFRIR, ES VIVIR

Sin embargo lo que tienes que hacer, la mentalidad con la que debes afrontar el proceso de dejar el cigarro es el totalmente opuesto, tiene que ser una mentalidad en la que, si bien habrá momentos duros, especialmente al inicio cuando tengas que pasar por la etapa inicial de abstinencia, es de que será solo un paso en el proceso, y que lo que te espera al final es una vida libre y feliz ya sin la esclavitud del tabaco.

Dejar de fumar significa tener un grupo de apoyo a tu lado y un ambiente libre de tabaco a tu alrededor, en la medida de lo posible, y donde las actividades que lleves a cabo sean sanas, porque esas actividades serán las que te irán haciendo notar lo bien que se siente poder respirar mejor, poder ver que la gente se acerca más a ti y disfruta de tu compañía y de ver que ya no tienes ese asqueroso halo de tabaco rodeándote.

 Dejar de Fumar

Por eso tienes que tener ese mindset, esa idea fija en tu mente de que si bien será un proceso fuerte y que requerirá de todo de ti, no será algo que te haga sufrir, no, será algo que, al final de ese túnel te dará libertad en todos los sentidos, recuerda que una vez lo logres verás cambios fuertes en tu vida, en todos los sentidos de esta pues por una, y como dijimos antes, verás que mas personas se acercan y quieren compartir contigo, verás que cosas que antes no podías hacer porque tus recursos económicos no te lo permitían ahora están al alcance de tu mano o por lo menos ya puedes disponer de un capital para ahorrar y lograrlo.

Y es que si hay algo que ningún fumador nota (o no quiere notar) es la cantidad de dinero que gasta (porque es un gasto, jamás podremos llamar “inversión” a gastar dinero en un vicio) en este terrible vicio, de cajetilla en cajetilla, de cigarrillo en cigarrillo, el gasto es verdaderamente brutal y puede incluso hacer que la persona que caiga víctima del vicio deje de lado responsabilidades importantes por tener disponibilidad financiera para el vicio. No es una falacia, es una verdad absoluta y por eso es importante que cuando inicies el proyecto lo hagas con el mindset correcto, porque así llegarás al final y serás libre y feliz.